¿Y si me toca?

Pasado mañana se celebra el sorteo de Lotería con más solera de España. Incluso las personas como yo, que no jugamos a la lotería hace casi 20 años, hemos sucumbido alguna vez al “venga, que lo compramos a medias” (y por no hacer un “feo”…)

Hola a tod@s, pero en especial a ti…porque para ti escribí hoy este post.
Sí, hoy te voy a explicar algo que es poco probable que te sirva, pero por si acaso…

Qué hacer si te toca la lotería

"Casi el 80% de los nuevos millonarios que ganan la lotería ha gastado todo antes de 10 años. En EEUU es aún peor, pues un 75%  de los premiados lo hace antes de 5 años.
Estos datos son los extraídos de un estudio realizado por los expertos de Oxford Economics que dice que 4 de cada 5 agraciados con más de 1 millón de dólares ha dejado de trabajar. Solo 1 de cada 5 sigue trabajando.

Es por estos primeros datos por los que he decidido darte algunas pautas por si un día fueses tocado por el azar en las loterías, aprovechando las respuestas de una entrevista que me hicieron hace pocos meses para La COPE.

Lo más importante es que tengas claro que las decisiones más importantes se han de tomar antes de cobrar el premio, y no después.

Qué hacer si me toca la lotería


Respirar hondo
Podemos saltar de alegría, reír o llorar; pero una vez pasado el primer impulso, deberíamos controlar nuestras emociones y empezar a pensar. Piensa con calma y comunica la noticia a alguien de total confianza. Si esa primera persona es tu pareja, coméntaselo en la intimidad, y sobre todo, cuidado con los comentarios cerca de los niños.
En el momento en que tu nombre se haga público te verás acosado por bancos, amigos, familiares que creías desaparecidos y demás entes que esperan sacar tajada del “nuevo rico”.Resultado de imagen de bingo

Ingresa el boleto en una caja de seguridad
Siempre de un banco en una ciudad distinta a la que haya tocado el premio. Ni se te ocurra hablar del boleto a tu oficina bancaria de siempre, que ya saben cuáles son tus cuentas y le estás dando pistas.

Date un tiempo
Mira en el reverso del boleto para saber cuánto tiempo tienes para cobrar el premio. En la mayoría de sorteos, el plazo para cobrar el premio es de 3 meses. En un premio grande, lo peor que puedes hacer es ir a cobrarlo cuando todavía no tienes ni idea de qué hacer.
Acude al trabajo como cualquier otro día. Además, eso te permitirá centrarte y pensar con más claridad.

Contrata un asesor financiero y otro fiscal
Han de ser independientes, no ligados a ninguna entidad, lógicamente. Ellos te orientarán en los primeros pasos a seguir, y te darán los datos concretos sobre posibilidades de inversión, impuestos a pagar, etc. Con ellos te evitarás sustos innecesarios.

Piensa tranquilamente qué quieres hacer
Escribe un plan ideal de vida y dedícale el tiempo necesario, no hay prisa.

Haz un curso de finanzas personales básicas
No se trata de aprender a invertir en bolsa ni nada por el estilo. Se trata de aprender la diferencia entre ahorrar e invertir; aprender la diferencia entre deuda buena y deuda mala, y fundamentos básicos sobre los productos financieros que a partir de ahora vas a tener que manejar.
Vas a tener a alguien que gestionará tu fortuna, pero debes entender qué se está haciendo en todo momento. No contrates ni aceptes con tu dinero nada que no pudieses explicar a tu abuela.


Evita cambios radicales en tu vida

Lo más fácil es decirle a tu jefe lo que piensas de él y salir hacia el concesionario Mercedes más cercano, pero lo más inteligente es seguir una vida normal mientras decidimos qué vamos a hacer.
No liquides deudas ni compres nada que no necesitases el mes antes (y recuerda decidir racionalmente, no emocionalmente, que a todos nos gusta un Ferrari, pero no lo necesitamos)

Cobra el premio
Ha pasado un tiempo prudencial. Has hecho un plan a futuro, tienes cierto grado de cultura financiera y sabes qué debes hacer con el dinero. Ahora puedes cobrar el premio en la entidad financiera que hayas elegido. Depende de la cantidad tardará más o menos días en reflejarse la cantidad cobrada en la cuenta.
Si decides repartir el premio, debes comunicarle a Hacienda (a través de la entidad financiera) que el número agraciado ha sido comprado por todas esas personas. Si dividimos el dinero después de cobrarlo pagaremos impuesto por donación.
*La entidad financiera donde se haga el ingreso no puede cobrarte ninguna comisión por el ingreso, por supuesto.

Paga toda tu “deuda mala”
Liquida cualquier préstamo por el que pagues más de un 4% de interés. Préstamos como la hipoteca, es probable que no te interese liquidarla, al contrario de la satisfacción personal que nos suponga.
Pregunta a Amancio Ortega si tiene préstamos y pregúntate por qué. 

Invierte con prudencia, pero siempre invierte
Por ejemplo, dejar el dinero en una cuenta es muy mala idea, pues si el banco quiebra, el Fondo de Garantía de Depósitos únicamente cubre hasta los 100.000€ por cuenta y cliente. Para empezar, un fondo de inversión de perfil conservador sería la opción más adecuada mientras vamos derivando el resto de dinero a las diferentes inversiones.
*Si cierra el banco, caja o aseguradora que te vendió el fondo de inversión, tu dinero no se resiente, sencillamente espera que un nuevo gestor se haga cargo del fondo. Tu dinero no puede depender de la solvencia de la empresa que te vendió el producto.

Destina una cantidad a obras de caridad
Devuelve al mundo parte de lo que la suerte te ha traído, y piensa que donaciones a ONGs y Fundaciones, a la vez que te hacen sentirte bien contigo mismo, desgravan. 

Deja bien atadas tus cosas
Haz testamento, porque tus circunstancias han cambiado y, con ello, también las de tu familia. Habla con tus asesores y buscad las mejores fórmulas de dejar a tu familia cubierta, para que el día de mañana no tengan que lamentar otras cosas además de tu ausencia.

Comunica a tu entorno que has ganado la lotería
Pero sin revelar la cantidad real en ningún momento. Si por ejemplo vas a donar (previo pago de impuestos) 10.000€ a cada familiar, deberías decir que has ganado una cantidad “razonablemente equivalente” a la donación, como un millón de euros.
Esa relación lógica entre ambas cantidades evitará preguntas incómodas.

Empieza a cambiar tu vida
… pero poco a poco, progresivamente, porque ser muy drástico en los cambios podrán “estresarte”, y a tu entorno.

Aunque si quieres apostar por una buena inversión…mira el vídeo hasta el final.
Salu2

Sobre el autor de este post:

Juan Marín PozoJuan Marín Pozo es pionero en España  en la utilización de la "Psicoterapia Financiera". Es socio fundador del blog www.juanmarinpozo.com, donde comparte técnicas, ideas y recursos en finanzas personales y economía doméstica.
Es autor del juego "MoneyLand", con el que aprenderás a ahorrar y acumular dinero (www.moneylandeljuego.com), autor del libro "Finanzas para un tonto" y ha impartido múltiples conferencias a nivel internacional sobre finanzas personales y emprendimiento.

Si quieres aprender a ahorrar, a invertir, a conocer nuevas fuentes de ingreso; en definitiva, si buscas el camino para ser financieramente libre...¡¡este es tu blog!!

Comparte este artículo

About The Author

juanmarinpozo

Nacido en Girona el año 1970, emprendedor y buen comunicador. Después de más de 15 años siendo un empresario tradicional, descubrió el mundo de las finanzas personales y comenzó una andadura de aprendizaje hablando con economistas, banqueros y escritores. Hoy, se considera a sí mismo un “Psicoterapeuta Financiero”, ya que evalúa las necesidades de las personas y después trabaja para generar un cambio en ellas. Su libro “Finanzas para un tonto”, da una cultura suficiente para tomar decisiones correctas con nuestro dinero. Ayuda a personas normales a salir de la crisis y a tener un futuro económico próspero.

0 Comments